Registros insólitos

No común ni ordinario, desacostumbrados. Son cuatro las jornadas que han transcurrido desde que el balón volviera a rodar por los campos de fútbol de la división de plata. Con el inicio del curso, es momento de examinar el trabajo realizado durante la pretemporada. Llamémosle evaluación inicial, esa prueba que muchos alumnos suspenden los primeros días de clase pero que no marca el desenlace final del curso.

La U.D. Almería comenzó la temporada con su particular asignatura pendiente, jugar fuera de casa. Si en años anteriores no cosechaba resultados que inviten al optimismo, en su primera prueba lejos del Juegos del Mediterráneo, el equipo cosechó, algo sorprendente, la primera victoria a domicilio. Estamos ante un registro insólito. Sí, el curso pasado la UDA ganó fuera de casa en la jornada 28, frente al Lugo. En la campaña anterior hubo que remontarse a la jornada 34, frente a la Ponferradina.

Dejando de lado la posición en la tabla, irrelevante. Los rojiblancos se mostraron en plena feria de Almería ante su público. El Oviedo visitó el Juegos del Mediterráneo, empató. Aún así, se presenció un golazo del joven malagueño, Pozo. El primer dibujo para enmarcar. Un aprobado en artística y el estreno goleador de un jugador llamado a ser importante en los esquemas del técnico almeriense.

También es época de mochilas. Aunque menos pesada que otros años, de momento. Pues todavía no hay temas pendientes y la carga de trabajo es la adecuada para aprobar el curso. Ante el Numancia, no se escucharon los pajaritos de la mañana que invitan a despertar, esos que ayudan a encarar el partido en Soria con garantías de obtener un resultado positivo. Se perdió por la mínima.

Para formalizar la evaluación inicial, cojamos la prueba del último sábado ante un equipo recién matriculado, el Lorca. El examen fue complicado. La U.D. Almería, tras responder de manera acertada con un primer gol de Fran Rodríguez, tuvo miedo y se atascó al considerar que era suficiente para aprobar. Finalmente, una genialidad del ex del Valencia, Tino Costa, junto con la falta de picardía de la defensa rival, ayudó a aprobar de manera justa.

El nuevo curso queda más que evaluado. Se podrán ver aquellos “progresa adecuadamente”, las notas y los toques de atención del profesor Ramís a algunos integrantes de la clase y, como no, vendrán los “insuficientes”. Es pronto para marcar una casilla en el boletín. Eso sí, se puede apreciar algo insólito en las últimas campañas. Siete puntos de doce posibles. Registros insólitos.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *