Alerta total

La teoría es tan simple como rotunda. Para evitar los puestos de descenso hay que sumar más puntos que los cuatro rivales que están a la cola. Ahora bien, hay que conseguirlo con un equipo que ha muerto en el aspecto anímico, físico y futbolístico. La UDA llega rezando al tramo final de temporada para que las cuentas salgan, esperando el demérito de los rivales directos para conseguir la permanencia. Estudiando el calendario ajeno más que el propio.

Las sensaciones son más que preocupantes. El conjunto almeriense ha entrado en barrena. Se está precipitando al vacío. Son varias semanas con rumbo hacia la nada. Vagando sin determinación por los terrenos de juego. El club ofrece de todo menos ilusión y, la posibilidad de caer a la división de bronce cobra más fuerza con el transcurso de las jornadas. El Almería malvive en el borde de la zona roja apostando siempre a los fallos de terceros.

El partido del domingo frente al Sporting de Gijón fue un despropósitco. Un capítulo más de ese “quiero y no puedo”. Con un fútbol que brilló por su ausencia. Con unos defectos tácticos que condenan a un equipo sin alma, a una afición acostumbrada, desgraciadamente, a sufrir hasta el final. Porque si algo está claro, es que la parroquia rojiblanca vive acongojada. A pesar de mantener un colchón de cuatro puntos con el abismo. Con el peor de los capítulos.

Comienza la cuenta atrás. Quedan nueve partidos en los que hay que salir con la idea de amarrar puntos antes que suicidarse. Demostrando que se quiere llegar a buen puerto. Sacando dosis de orgullo y amor propio. Está claro que, un año más -van unos cuentos- toca preparar el cuerpo para afrontar el duro final que se presenta. Porque no sabemos cuando va a llegar el tsunami que borre del mapa futbolístico al Almería. La que sí está clara es la situación actual, una alerta total.

Juan José Hernández
Juan José es estudiante de periodismo en la Universidad de Málaga. Se define como “ragoleño por el mundo y embajador almeriense”.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *