Javier Montoya vs Raúl Piñeiro: Un buen castigo

  • JAVI MONTOYA: CastigUDA

La afición no se merece tantos castigos pero así llevamos 3 años, Raulico, de mal en peor. Qué balance podemos hacer de una temporada que lleva el mismo camino que las dos anteriores. Hace año y medio, cuando el descenso, ya se nos hacía la boca agua con posibilidad de una vuelta rápida a Primera, por intenciones e inversión en jugadores, continuidad del entonces válido Sergi y demás argumentos que al final serían milongas: un par de jornadas en casa con victoria y se pinchó la burbuja, dejando atrás toda esperanza de estar entre los primeros en Segunda. Un año después nos vamos de Navidad en puestos de descenso a 2ªB y castigando también a jugadores, a los buenos y no a los malos -que como los melones te puede salir uno malo pero es que vaya temporaditas de acierto nulo y contagio llevamos-. No me riñas por el título de la columna, Fito tampoco es ya de mi agrado pero aún lo era cuando cantaba aquello de “cuidar de las estrellas puede ser un buen castigo”.

Resulta que tenemos un buen defensa, lo fue en la máxima categoría y también la temporada pasada. Quizá está flojeando esta pero paradójicamente un histórico como el Espanyol parece que lo necesita. ¿Lo premiamos? Tampoco es eso pero al menos no nos peguemos un tiro en el pie -por no decir en el sitio que tú, el profe Luis Ángel Duque y media humanidad sabemos-. Nos vamos a Miranda, campo de rival directo, con Isidoro y sin Pozo ni Puertas, por los que digamos que entraron Ramón y Juanjo. Y mira, ninguno de los semivírgenes lo haría mal pero nos quedamos con la duda, como apuntaron una vez desde el club, de qué hubiera pasado si…

Sí, amigo, imagina que tampoco le da a Soriano o a quienes hicieran la alineación de sentar a Puertas porque sí, por castigo divino. Sin duda la mayor piedra sobre el tejado, por donde se empeña este club en empezar la casa. Lejos queda aquello de fijarse en los que hacen las cosas bien, como el Villarreal. Pero ¿tan difícil es cuidar de las estrellas o al menos no castigarlas? En fin, mejor olvidar por ahora, pasemos lo mejor que podamos el inicio de Navidad y ya nos daremos un abrazo y la vara la semana que viene en tu querida Almería. ¡Salud! 

  • RAÚL PIÑEIROAlucinante

Javi, si de Fito vamos a hablar, hablemos de cuando era un rockero de verdad con los legendarios Platero y Tú, banda que tuve la suerte de ver en directo un par de veces en el Viña Rock, allá por los años del cambio de milenio, ni más, ni menos. Alucinante es uno de sus temazos y alucinante es todo lo que pasa en esta nuestra bendita Unión Deportiva Almería. Efectivamente, nuestro club es mucho de tirarse piedras contra su propio tejado y vender la piel del oso antes de cazarlo.

Pero lo peor no es eso, lo peor es que luego, encima, nos quieren vender la moto. Dijo Soriano que Isidoro, inédito casi todo el año, jugó porque estaba mejor que Ximo, casualmente en la semana en la que su posible traspaso al Espanyol sale a la luz. También es casualidad, y una decisión meramente deportiva (ironía On), que en la semana que desde el club se dice que Puertas puede dejar de jugar con la complicidad de Soriano, diciendo que fuera de casa no rinde, el de Benahadux se quede en el banquillo. Y para más inri, sea  el tercer cambio, dando Soriano entrada primero a Iván, al que ha puteado todo el año, antes que a Puertas.

Soriano es, como dirían los Platero, un abecedario sin letras. A un tipo listo como Soriano le diría que está muy bien seguir las instrucciones del de arriba, que al fin y al cabo es el que te paga y al que tienes que agradecerle tener  un trabajo, pero por favor, no tome a los aficionados por tontos, que ya tenemos bastante con lo que tenemos. El equipo, Javi, lleva 4 temporadas (yo incluyo la de la permanencia de Francisco), que no veas. Esperemos que el 2017 nos traiga mejores cosas que un descenso mas que probable a Segunda B. See you soon!

23/12/2016